Rap Aventura Periodismo: Las venas abiertas de América Latina

Rap Aventura Periodismo: Las venas abiertas de América Latina
Inicié el 2015 enterándome de la visita de Ose a Chile. No sabía muchos detalles de su viaje, sólo vi los flyers anunciando un par de fechas por Santiago, pero le acompañaban a la promoción algunos virales con saludos y buenos deseos de varios de sus colegas de España, entre ellos Nach, R De Rumba y Falsalarma, quienes invitaban a los seguidores de Ose en Latinoamérica a no perderse ninguno de sus conciertos al considerarlos una oportunidad única de ver en directo a uno de los propulsores del auténtico hardcore rap de habla hispana. Esta promoción me dejaba claro que no sólo Chile era el destino del veterano, por lo tanto, detrás de ese tour había algo más por descubrir. No sé por qué, pero no pude ir a ninguna de sus presentaciones en Santiago, lo cual me dejó la bala pasada, sin embargo, no contaba con la astucia de Darío Bahamondez, un buen amigo que me hice mientras estuve viviendo en Antofagasta, quien además dirige la productora Vida Torcida, la que se encargó de llevar el show de Ose hasta la perla del norte luego de una interesante gira por varias ciudades del centro y sur de Chile. Mi tocayo me invitó a pasar unos días por allá para compartir la experiencia inicial de su propuesta Boom Bass, encontrarme con viejas y nuevas amistades, y también registrar las impresiones de la visita del forastero con una entrevista que selle su paso por Chile antes de seguir avanzando por el norte hacia el resto del continente.
De lo que pasó aquel primer fin de semana en marzo es de lo que desde entonces he querido contarles. Felizmente para mí ya llegó ese día.

Entrevista realizada por Darío Gutiérrez (a.k.a Güissario Patiño).
Fotografías cortesía de Rap Aventura
PeriodismoContacto: r.a.p.contacto@gmail.com | FACEBOOK

SANGRE, SUDOR Y CONSECUENCIA

Siendo todavía un niño, escuché algunas de las cintas de La Jauría (De Rimas). Éstas venían recomendadas por mi primo con mayor énfasis que las demás que completaban su ya atesorable colección. Bajo ese criterio, me formé escuchando rap de España sabiendo entonces que la figura de Ose era la de un grande entre los grandes, es decir, influencia para las principales influencias. Seguí su trayectoria escuchando sus colaboraciones y proyectos sucesivos. La identidad, madurez y coraje de sus líricas inspiraban rico respeto. Por lo demás, asumía que ante la posibilidad de una eventual entrevista con “La Bestia” (de las que no hay muchos registros), podría ser una buena oportunidad de hablar con alguien que nunca temió en decir las cosas como son: jarkor como forma de vida.

En plena transición entre los 80’s y 90’s, Daniel Bueno Leyva ya inscribía su estampa en los barrios de Sabadell, Barcelona. Graffitero por principios, posteriormente uno de los emcees claves en la historia del rap hispano, Ose se dio a conocer más allá de los límites locales gracias a las maquetas Hartos De Escuchar (1994, Voz En Off), El Hip Hop Es… (1995, La Jauría De Rimas) y Estrellando Caras Contra El Muro De Palabras (1996, Psicohiphopatas), convirtiéndose en uno de los protagonistas que dejó el fenómeno de las maquetas auto-editadas vivido durante la primera mitad de década en España. En 1999 debutó en solitario con su primer maxi llamado Pese A Quien Le Pese, Yo Seguiré Fuerte, el cual fue producido en su totalidad por Frank T, con quien ya había colaborado para el track “Ándate con ojo, chavalito” e su insigne álbum Los Pájaros No Pueden Vivir En El Agua Porque No Son Peces (1998). Paralelamente, editó junto a Demo y Kapi los dos discos de estudio de La Jauría (también llamados La Trama): La Resistencia y Jauría. En el año 2000 el grupo decide separarse. Ose toma participación en una serie de conciertos y colaboraciones, compartiendo vínculos muy estrechos con colegas de ciudades como Madrid y Sevilla. Junto a Dj Rone forman el grupo Panzers y en el 2003 publican su álbum debut: Sangre, Sudor Y Lágrimas. Le sucede Resurrección en el 2005 y finalmente el maxi MO en el año 2007. A principios del 2011 publica con el respaldo de SFDK Records su primer largaduración en solitario: Exitus, un trabajo sólido, muy fiel a su estilo, por lo demás, consecuente dentro de la línea de contenidos del rap ibérico de aquellos años. Exitus simbolizaría una  pausa en la activa trayectoria que llevaba Dani en el Hip Hop hasta entonces, pues cercano a sus cuarenta ingresa a la UAB (Universitat Autònoma de Barcelona), para estudiar periodismo, profesión que oficia (tal y como en el rap) a su propio estilo.

QUÉ HAY, FAMILIA

Santiago de Chile, Valparaíso, Valdivia, Puerto Montt y Neltume, fueron algunas de las ciudades donde Fat Capo, mejor conocido como Ose, se presentó sobre el escenario defendiendo las más de dos décadas que ha dedicado a la escritura y los micrófonos. Anterior a su parada por Chile estuvo Argentina, sumando cinco meses y algunas semanas viviendo entre ambos países. Si bien la figura de Ose es reconocida por sus amplios méritos en el rap, el motivo de su llegada a Latinoamérica nace desde un proyecto de periodismo investigativo compartido con su colega y compañera Lorena Doménech Castel, llamado Rap Aventura Periodismo (R.A.P.), cuya meta es atravesar el continente americano hasta llegar a Nueva York, destinando el tiempo y la dedicación necesaria en cada zona que represente una nueva fuente de exploración paraconstruir reportajes sociales enfocados en las diversas problemáticas que marcan nuestra identidad como pueblo. Bueno, de eso ya nos profundizarán ellos mismos.
Me lo dijo Kapi, su ex compañero de grupo a quien además había entrevistado un par de semanas antes. Me lo  confirmó luego mi hermano Carlito Briggante de la radioemisora española Raponair.com: “Es enorme en directo ese man”. Viajé con esa idea. Llegué la mañana de ese viernes a Antofagasta y horas más tarde iríamos con Darío de Vida Torcida a recibir a Ose. Él prefirió hacer aquel extenso recorrido por tierra, pues era la única oportunidad de observar cómo Chile transforma su paisaje hacia el norte. Lo identificamos recibiendo pesados bultos y maletas entre mucha gente en el andén. La voz inconfundible de aquellas cintas y discos nos reconoce, se acerca, y con tono entrañable nos saluda: “Qué hay, familia”. A su lado está Lorena, guapísima y simpática aún con más de veinte horas de viaje en bus a sus espaldas. Los nuevos amigos transmiten una disposición muy abierta, pero se hace evidente el cansancio. Damos unas vueltas por el centro para reunirnos con el resto de la organización y después nos instalamos en el mercado municipal para almorzar. En la ciudad estaba también el hospiciano Malcriaoh D’Zousa, quien era parte del cartel de la primera versión de Boom Bass. El almuerzo sirvió para ponernos en un contexto más de amigos. El show sería esa misma noche, así que Lorena y Daniel fueron por su merecido descanso.

El evento Boom Bass estuvo bien. Era una propuesta diferente para una ciudad como Antofagasta, cuya escena, vale decir, es bien reticente cuando se trata de salir de las tocatas de multicancha en el barrio. Espacio Dubai era un sitio idóneo. Cómodo, barato, bien equipado, por lo demás bastante amplio. Quizás demasiado amplio para el apocado público que suele asistir a este tipo de eventos. Había buen ambiente, la mayoría concentrado en la terraza de fumadores. Ahí estaba Ose compartiendo como uno más (dentro de su faceta de Ose, claro). Lorena por su cuenta hacía lo mismo. El abanderado del sello Infames, Malcriaoh D’Souza, abrió la jornada. La siguiente fue la local Flor De Rap con una puesta en escena llena de energía y cariño de los suyos. Finalmente fue el turno de Ose, dando clases de dominio escénico y narrativo, dando lo mejor de sí en un compacto de su trayectoria, siempre buscando la sintonía con sus oyentes sin importar el número de éstosTras enterarme en mayor detalle sobre Rap Aventura Periodismo, acordamos con Lorena y Ose que la entrevista se enfocaría principalmente en la médula del proyecto. Nos reunimos la tarde del domingo en las cercanías del balneario municipal. Conversamos de todo. Ose muy informado y opinante de nuestro acontecer, un válido interlocutor para hablar sobre rap y desarrollo del Hip Hop, ya sea español o sudaca. Lorena es una muchacha tremendamente clever. De ideas sensatas y bien argumentadas, con una visión de mundo que pocos lograrían conquistar como ella a sus 22 años. Compartimos cervezas y algunas risas, luego ellos entrevistaron a Darío Bahamondez para incorporar sus experiencias sobre la gestión cultural que realiza en Antofagasta en un documental basado en Hip Hop Latinoamericano que además preparan en este viaje. Ya caída la noche, nos buscamos un rincón más adecuado para dejar la grabadora correr y…

JUNTOS ES MEJOR

Empecemos entendiendo el origen de Rap Aventura Periodismo. Detallemos cómo fue el proceso que va, desde la ocurrencia de la idea, hasta buscar la forma de llevarlo a cabo ¿Cuándo ocurre esto y por qué?

OSE | Rap Aventura Periodismo es un proyecto de dos personas: Lorena Doménech Castel y yo (Daniel Bueno Leyva). Los dos somos periodistas, así que hace más o menos un año y medio nace la idea de viajar a Latinoamérica para hacer periodismo. Periodismo sobre el terreno, periodismo de carácter social en la mayoría de los casos, pero sin descartar nada. Es decir, si de repente podemos asistir a un partido de fútbol en Argentina, con lo importante que es el futbol en Argentina, pues no nos queremos perder la oportunidad de asistir a ese partido de fútbol. No es sólo un proyecto periodístico enfocado en una sola visión de un aspecto concreto, es saber que vamos a vivir con intensidad, tratando de vivirlo como periodistas también.

Acreditación de prensa para la última jornada de la Liga Argentina, en el estadio de Racing Club de Avellaneda, cuando se proclama campeón del torneo.

La crónica viene a ser interna, porque en aspectos prácticos están siendo parte de…

OSE | Para nosotros es mucho más importante formar parte de las cosas y pisar el terreno con nuestros propios pies, que ocuparnos doscientas horas de documentación en internet y libros para hacernos una idea global de algo y entonces escribir un reportaje habiendo pasado un día en ese lugar. Para nosotros lo realmente importante es estar un año o dos en Latinoamérica. De ahí saldrán muchos proyectos porque hay mucha documentación, muchas veces compartimos con mucha gente muy distinta. Entonces, es como meter cosas en un baúl para recogerlas en el futuro con todo el respeto que se merecen, y poquito a poco ir proyectando diferentes trabajos periodísticos: reportajes, libros, documentales, etc. Pero, cada vez que nos pongamos a hacer alguno de esos proyectos, tendremos el bagaje personal de haber vivido un año y medio en Latinoamérica y poder hablar desde una perspectiva muchísimo más respetuosa que si de repente viajáramos por un caso en concreto a Buenos Aires, estuviésemos quince días y nos volviéramos a casa. Es una manera de tratar las cosas con mucho más respeto y a pie de callo, como las crónicas y cronistas que nos gustan a nosotros. Por ejemplo, a nivel personal, hay un cronista al que admiro mucho por sus trabajos, que es Kapuściński. Me gustaba la forma en la que él hacía sus obras. Yo no pretendo ser un Kapuściński ni mucho menos, pero sí dejarme llevar un poco por su ejemplo de vivir las cosas en el día a día.

LORENA | Queremos conocer en primera persona y a partir de entonces dar nuestra visión a raíz de nuestra propia  xperiencia. Nosotros, como periodistas, como personas que amamos esta profesión, encontramos carencias en  cómo ésta se lleva a cabo a día de hoy a nivel general. Los medios de comunicación siempre hablan de lo mismo, la agenda siempre es la misma, los protagonistas siempre son los mismos, lo que se dice en las ruedas de prensa es algo esperado. Queremos darle la vuelta a partir de esa queja que tenemos. Ir a por lo que nosotros le echamos en falta a la profesión, ir a por ello. Algo que decimos mucho es que cada persona tiene una historia. Como hablamos antes de la entrevista, la opinión de un presidente es tan válida como la opinión de una persona cualquiera, y nos interesan mucho más esas historias, porque son las que menos se escuchan. Tenemos proyectos de libros. Por ejemplo, haremos uno sobre entrevistas a niños y mujeres, porque creemos que son los que menos voz suelen tener. Vinimos a vivir, a conocer, a tratarlo con respeto, y después devolverlo dando esa ventana a quien no haya podido venir para que también puedan conocerlo.

Entrevista a una de las mujeres fundadoras de Madres de Plaza de Mayo que sufrió la desaparición de tres de sus hijos.

OSE | Hay una cosa que creo que es un valor fundamental de nuestro proyecto, y es que, de la misma manera en la que hago el rap, siempre he dicho que lo hago para mí y para nadie más. Es una manera de vivir tranquilo, de desarrollarme y expresarme. De alguna manera, si va en el paralelismo, el periodismo que queremos hacer es un periodismo que es válido para nosotros. No es con la intención de dar lecciones a nadie, no es con la intención de ser grandes comunicadores ni arrastrar a un montón de lectores y oyentes. No. Es un periodismo honesto con nosotros mismos, para descansar bien cada noche como persona y como periodista. Como dice mi compañera, el periodismo que nos gusta es el que hacemos, sin mayor pretensión ni ánimo de convencer a nadie o de darle lecciones. Con toda la honestidad y la humildad del mundo, hacemos nuestro camino a nuestra manera.

Entrevista con uno de los excombatientes en la Guerra de Las Malvinas, que llevan más de siete años acampados en Plaza de Mayo de Buenos Aires.

La mira estaba en Latinoamérica. Como dijo Lorena, hay un sinfín de realidades silenciadas por los medios, los que se financian a través de una estrategia de intereses que transmite, vende, persuade y gobierna en los pueblos. Historiado es poco decir para un territorio como Latinoamérica, pero particularmente para ustedes, ¿dónde está ese algo que dentro de su contingencia los trajo hasta aquí?

LORENA | Creo que en esa decisión influyen, sobre todo, dos cuestiones. Una es a nivel del rap, que es el instrumento a través del cual estamos pudiendo seguir viajando. Nos autofinanciamos con los conciertos de Ose. La lengua en ese sentido nos facilita todo ello, ya que él tenía gente aquí que le venía escuchando. Por otra parte, el interés periodístico que nos despierta todo esto que nos comentas. Latinoamérica como un todo, y también como un sinfín de diversidad, que es la que suele quedar más oculta. Esas son las dos principales razones por las que estamos aquí, por las que empezamos hace ya cinco meses en Buenos Aires, y por las que seguiremos subiendo por el resto del continente.

OSE | El continente americano tiene algo que siempre me ha llamado la atención para conocerle y recorrerlo. Los americanos siempre han tenido algo a nivel místico y a nivel de historia que me atrae. De la misma manera, te digo que el continente asiático y el africano también tienen cosas maravillosas que, para alguien como nosotros, abiertos a todas las posibilidades que el mundo te ofrece, nos proyecta a que dentro de diez años estaremos recorriendo África con la misma pasión con la que estamos recorriendo América. No es algo puntual, no es un conflicto determinado. Firmo totalmente las palabras de mi compañera. Es así. La lengua y mi trayectoria en el rap favorecían que el continente americano fuera un buen lugar para vivir intensamente un proyecto periodístico amplio. No soy una persona muy culta,pero tampoco soy un ignorante. Como ejemplo, conocía la palabra Mapuche, pero no conocía exactamente lo que significa la palabra Mapuche. Debo ser honesto conmigo mismo y con el resto de la gente: ni siquiera había visto nunca su bandera. Para una persona como yo, con cuarenta años y con cierto  bagaje cultural, pero en un país como España dentro de Europa, en una ciudad cosmopolita como Barcelona, no haber visto nunca una bandera Mapuche es algo que hace que se me ponga la piel de gallina en este momento. Es algo que es totalmente en el hilo que dice Lorena. O sea, ¿qué cantidad de cosas se silencian? ¿Qué cantidad de cosas se tapan? Evidentemente no voy a descubrirlas todas, pero, si de este viaje me llevo conocer la bandera del Wallmapu, pues ya ha tenido todo el sentido del mundo. Y como este ejemplo te puedo dar cientos que han sucedido ya, y miles que van a suceder. En Argentina tuvimos la oportunidad de entrevistar a varias personas que pertenecen a la región del Chaco, en el norte de Argentina con Paraguay. Jamás supe que existía esa región, jamás supe los conflictos que existen en esa región, y jamás supe que existía gente luchadora, luchando por los derechos del pueblo de esas regiones. Cada día nos sorprendemos con algo, cada día nos llevamos información nueva, que de repente parece que pasa desapercibida, pero que va generando un pozo y un interés. Posiblemente, dentro de diez años más vendré un día yo solo a la región del Chaco en Argentina a vivir tres meses, a documentarme mucho más en primera persona porque me interesó algo de lo que me contaban. Este proyecto periodístico es hacia dentro, interior, de cada uno de nosotros por separado. Por suerte estamos en un proyecto común, pero, evidentemente, cada uno de nosotros vive este proyecto de una forma muy personal.

Cobertura del “Acampe Federal por el Congreso de los Pueblos” que tuvo lugar en el Obelisco en diciembre de 2014.

Este itinerario los tiene recién en el punto de partida. Comenzaron hace cinco meses recorriendo Argentina y ahora cruzan a Bolivia por San Pedro de Atacama después de haber recorrido un considerable kilometraje de lo extenso que es Chile. ¿Qué tal las impresiones de esta primera pestaña en relación a una eventual idea preconcebida sobre el continente?

LORENA | Ninguno de los dos somos de tener prejuicios o expectativas, ni para bien ni para mal. Veníamos a sorprendernos y es lo que estamos haciendo cada día. Hoy ya soy otra persona de la que cogió el avión el día 14 de octubre del 2014 en Barcelona. O sea, lo iremos asimilando con el tiempo, pero esto es gratificante cada día, porque cada día es una novedad, cada día cruzo una calle que nunca había visto antes, y eso lo queremos transmitir con nuestros escritos, vídeos y fotos. No nos podemos llevar una decepción, porque no veníamos con una idea preconcebida, precisamente porque sabíamos que la idea que pudiésemos haber tenido a raíz de los medios de comunicación suele ser siempre muy poco fiable. Queremos verlo con nuestros propios ojos, dejando claro que las palabras que vayamos a escribir siempre van a ser subjetivas. Somos honestos, no porque busquemos una utópica objetividad, sino porque de antemano te estoy diciendo que todo lo que digo es lo que yo creo.

OSE | No teníamos ninguna expectativa. Venimos como si fuéramos un niño pequeño, con la inocencia y transparencia de un niño pequeño, con ese libro abierto y el folio en blanco. Vengo con la humildad de querer ser parte de vosotros. De vosotros como continente, como pueblo, como ciudad. Si me aceptáis, vengo a ser uno más.

Esa misma aceptación pudo haber sido una condicionante al proyecto, porque así como no se tenían expectativas, tampoco había certeza sobre su viabilidad una vez aterrizados de este lado.

OSE | No. El proyecto desde que nace se sabe que tiene viabilidad. Somos de las personas que piensan que las cosas se realizan si tú te enfocas en realizarlo. Por ejemplo, no sabíamos si haciendo conciertos de rap nos íbamos a poder subvencionar durante cinco meses. Podía suceder que a la segunda semana nos diéramos cuenta que no íbamos a poder hacerlo así, entonces nos pondríamos a trabajar en un bar, descargando camiones o en un hotel. Generaríamos un dinero para continuar hasta el siguiente sitio. El proyecto sigue adelante y no se detiene hasta llegar a Nueva York, que es nuestra meta. Está pensado así. Somos conscientes que, por ejemplo, en países como Bolivia, Perú o Ecuador, no daremos tantos conciertos como en Argentina y Chile, porque son países en que la escena Hip Hop es menos potente. No hay problema con eso, porque en Chile hemos generado unos pequeños ahorros para poder vivir en Bolivia y Perú durante uno o dos meses. En Argentina estuvimos tres meses, en Chile dos, y quizás para Bolivia, Perú y Ecuador sea sólo un mes para cada país.

Por lo demás, estos últimos son sitios de tradiciones muy activas hasta el día de hoy, lugares con muchas historias para escarbar. Dejando de lado el pilar que significa el rap para este proyecto, ésta es por fin la oportunidad para dedicarse de lleno a la aventura y periodismo.

OSE | Exacto. Dentro de diez o quince días estaremos entrando a Bolivia y ahí dejamos de lado el rap y nos  enfocamos a lo periodístico cien por cien. Si es necesario, nos alquilaremos un apartamento chiquitito en un pueblo o nos alojaremos con alguna familia. Escribiremos y leeremos, sobre todo, lo que hemos hecho hasta el momento. Dejaremos el rap de lado, hasta que lleguemos a La Paz y tengamos algún concierto programado. Hacemos un concierto en La Paz y nos vamos. Nuestro viaje es cien por cien periodístico y el rap es sólo la herramienta que hace posible algunas cosas. Quizás dentro de dos meses el rap ya no de más de sí, y entonces nos tendremos que buscar algún trabajo como cualquier otra persona durante dos o tres meses, y a partir de ahí continuar el viaje.

LORENA | Aunque dentro del rap existe también ese interés periodístico de venir a conocer lo que desde el otro lado del charco no podemos conocer. Nos es una grata sorpresa poder escuchar cosas a las que desde mi casa no podía tener el acceso. Allí sólo llega la punta del iceberg.

OSE | Por ejemplo, hace unos años llegó la música de Los Aldeanos a España. Después de Los Aldeanos investigas y te encuentras a dos grupos cubanos más que están bien. Vale, perfecto. Llegó Canserbero y de la misma manera, lo mismo. Pero, si tú preguntas en España sobre algún grupo de referencia chileno, no hay ninguno. Argentinos, tampoco. Nadie sabe cuál es el mejor grupo chileno o nadie sabe cuál es el grupo chileno que más le gusta, cuando Chile es cinco veces más grande que España. Algo debe haber que a alguien en España le pueda gustar. Por ejemplo, para mí, uno de los mejores artistas del rap chileno que he conocido es Gran Rah. Me gusta su manera de escribir, los beats que elige, su actitud sobre el escenario. Me gusta lo que propone. Creo que es uno de los máximos exponentes, pero Gran Rah no existe en España. Desafortunadamente es así. Por otra parte, he conocido a un artista que también me gusta mucho lo que propone, que es AbranFuego. Es chileno, pero no se le conoce ni en Chile, por lo tanto, si yo he conocido a AbranFuego y me parece que vale la pena conocerlo, lo propongo. Y si conozco a Gran Rah y me parece que vale la pena conocerlo, lo propongo. Es simplemente que voy a intentar compartir lo que yo conozca y lo que esté en mi mano.

LORENA | Como te comentábamos, nuestra manera de devolver lo bien que nos está tratando el Hip Hop de momento en los dos países que hemos visitado, es precisamente con el documental sobre rap que estamos registrando, dando a conocer a estas personas, artistas, organizadores, etc; que no suelen estar en portada. Queremos que tengan un micrófono con el que expresarse.

OSE | Dentro del periodismo, a nivel global, nuestro documental de rap no significará nada, pero dentro del rap español un documental de rap latinoamericano hecho por Ose será una referencia. Porque habrá  gente que diga que si Ose se ha fijado en ése, será por algo. Con “Ose”, me quiero referir a nuestro proyecto, pero es evidente que lo que diga Ose dentro del rap español tendrá una cierta repercusión. Si yo, como Ose, hablo de Gran Rah, Abranfuego, Omega o Ilustrado, eso tendrá una repercusión dentro de los seguidores de Ose y los seguidores del rap español. Igual no a nivel periodístico, pero sí dentro del pequeño submundo que es el rap español. Como decía Lorena, nuestra manera de devolver lo que estos países nos están dando a la hora de acogernos, nuestra manera de devolverlo es abriendo esa ventanita chiquitita, documentando todo, tratando de proyectarlo luego para que sea conocido, respetado e investigado.

LORENA | Además creemos que este tipo de material son los que hacen cada vez más falta en el Hip Hop, que son los que nutren, enriquecen y culturizan sobre cómo son los orígenes y la historia, que no sea sólo la portada, el show… ni el disco o el grupo famoso de turno. No. Conforme vamos cumpliendo años, hacen falta libros que hablen de Hip Hop, de rap o graffiti. Hacen falta documentales, artistas que se proyecten en salas de exposición. Por ejemplo, lo que propone el Festival Paneta Rock nos gustó mucho. Es similar a lo que en España se propone con el Festival Hipnotik, que es una, dos o tres jornadas en las que hay break dance, graffiti, proyección de documentales en cine, conciertos. Que lo que se muestra no es solamente la punta del iceberg, que generalmente es el rap.

Hace unos días estuvo Kapi en Santiago, ex compañero de grupo con Ose en La Jauría. Tuvimos una entrevista y coincidíamos en que el Hip Hop está recuperando su autonomía underground. La autogestión está siendo su motor. La industria no es una meta, por lo que ya es prescindible. Así también Latinoamérica se ha conocido entre sí como identidad, siendo una de las escenas a nivel mundial más potentes e intensas en cuanto a movimiento, sin embargo, el conocimiento entre nosotros es superficial, porque no nos conocemos realmente. Creo que el registro que están haciendo puede tener mucha más significancia y necesidad para el movimiento latinoamericano que el español, porque será una ventana para nosotros mismos que no tenemos, de conocernos como pueblos más que una o dos referencias musicales. De igual manera, es mucha la documentación que está generando hoy en día el Hip Hop en cada uno de los distintos países, pero creo que ninguna así de transversal, supongo que por las exigencias y demandas que comparten los sistemas económicos de sus respectivos países. Por ejemplo, si en un par de semanas quiero ir a Medellín a conocer Hip Hop de ahí, no es tan fácil como pararme y decir “me voy a Medellín”.

OSE | La realidad es que conforme avanzan los días, un proyecto que nace de una forma muy humilde, de repente se proyecta a nivel global. Es cierto que hay documentales sobre el Hip Hop argentino y el Hip Hop chileno, pero no hay un documental sobre Hip Hop latinoamericano. Nosotros no somos una productora importante, evidentemente. Somos dos personas, dos periodistas que van con su mochila y lo que llevan en el corazón y en la cabeza. Estoy convencidísimo de lo que te voy a decir ahora. Cuando acabe el proceso de documentación, grabación y experiencia vital que supone recorrer Latinoamérica, volveremos a España o nos instalaremos en Estados Unidos un tiempo, no sé cómo va a suceder, pero editaremos ese material y lanzaremos algo que estará hecho con el máximo respeto del mundo. Estoy seguro que desde el día uno de ese proyecto, tú, los compañeros que están aquí, el otro compañero que conocimos en Puerto Montt, el de Valdivia, el de Buenos Aires, y en cada una de esas personas individuales, se va a hacer eco de lo que hemos hecho, porque saben la intención que teníamos, saben el respeto con lo que lo hemos hecho, saben lo que nos ha costado y saben que veníamos dispuestos a eso. Creo, sinceramente, que cada uno de vosotros, cada una de las personas con las que interactuamos, cuando llegue el momento, se van a preocupar de darle la cobertura, apoyarlo y difundirlo. Eso lo va a convertir en algo, no viral, pero sí con una repercusión mucho mayor que con la que nace el proyecto en un principio.

Entrevista para el programa de TV “Código Urbano” de Alex Batista

¿Elegiste una buena era para venir a conocer el Hip Hop de aquí?

OSE | Creo que es la mejor, porque estoy en esta. Si viniera hace diez años te diría lo mismo, y si vengo dentro de diez te lo volvería a decir. Creo que el mejor momento es el que uno vive, y éste es el momento que me tocó vivir a mí, por lo tanto es el mejor momento para venir. Sé que suena muy místico o muy metafórico, pero de verdad es lo que pienso. No existe mejor momento que el presente.

LORENA | Estoy de acuerdo con esa filosofía, pero más allá de eso, en las entrevistas que llevamos, que no sé si serán unas treinta entre los dos países, nos encontramos con que nos dicen que el futuro del rap está en Latinoamérica.

¿Validarían esa opinión con lo que han visto?

OSE | Tengo mis dudas. Tenía muy claro que era así antes de venir, pero ahora, estando aquí, no lo tengo tan claro. Creo que hay déficits muy importantes en el rap latinoamericano. Mira, la gente en Chile nos habla de Santiago como lo que pretende llevar la fuerza de todo y centralizarlo. En Europa se piensa que Europa es el centro del mundo, en Estados Unidos se piensa que Estados Unidos es el ombligo del mundo, entonces, tengo una visión un poco critica en torno a que Latinoamérica sea el futuro del rap. Pensaba que sí, pero estoy viendo demasiado déficits. Además, es imposible que todos los países evolucionen de la misma manera en el mismo tiempo, porque la escena argentina no tiene nada que ver con la escena de Chile. En Argentina puede haber gente que rapea muy bien, pero no hay una escena que lo valide. Es muy complicado decir, por ejemplo, que Chile va a ser la potencia. Realmente yo creía que Chile era la potencia, y no digo que no lo crea en este momento, pero creo que en los próximos años van a venir una serie de decisiones, individuales y colectivas, y en función de ellas se podrá afianzar o no el futuro próximo, pero ni siquiera a los próximos veinte años, sino que a los próximos cuatro o cinco. En España continuamente ha habido decisiones individuales y colectivas que han ido reformulando la escena y la historia. En función de ellas se va colocando cada cosa. Ceo que hay un mercado potencial, porque el idioma nos une. Somos cuatrocientos millones de hispanoparlantes y eso es una ventaja, pero de repente no sé si la escena se va a consolidar en cada país y de la misma manera en todas partes. A nivel económico también es complicado, porque en el mundo capitalista en el que vivimos, la economía forma parte fundamental de todas las cosas que hacemos. No podemos vivir al margen de esa economía, pero esa realidad económica no es la misma en todos los países, por ende es muy difícil que el Hip Hop de Argentina, Bolivia y Venezuela, evolucione de la misma manera y a la misma vez. De repente se puede crear un circuito de Hip Hop latinoamericano. Hablábamos con Omega de Estrellas Del Porno, que creo que es un poco visionario en el sentido de que es un hombre de negocios, pero que también es un activista del Hip Hop desde hace mucho tiempo, entonces, une estas dos facetas y propone cosas que me parecen interesantes. Hablábamos de un circuito de rap latinoamericano, en donde un grupo chileno pueda tocar en Caracas, Lima y en Buenos Aires, y un grupo argentino pueda tocar en Quito, México DF y en Bogotá. Eso sería un circuito en el que no todos se miren hacia adentro, sino que se proyecten hacia fuera, porque hay muy buenos grupos en Chile que podrían estar al nivel de cualquier grupo español, francés o mexicano. Me parece interesante y creo que sería el paso antes de que Latinoamérica se convierta en una potencia de Hip Hop en lengua hispana, que podría suceder dentro de veinte, treinta o cuarenta años. Antes de eso hay que crear un circuito de conciertos de grupos latinoamericanos. Que b-boys argentinos puedan estar en una presentación en Ecuador, y que los ecuatorianos puedan estar en Colombia. Eso es lo que me parece un segundo paso que habría que intentar construir.

LORENA | Te comentaba antes que mucha gente nos decía precisamente eso, que el futuro del rap está en Latinoamérica. Nosotros no venimos a juzgar ni a poner una etiqueta, nosotros venimos a conocer cómo es el 2015 en la mayoría de cada uno de los países. En la medida que podamos, que nos expliquen cómo fue con anterioridad según el punto de vista de cada uno, que por suerte está siendo heterogéneo. Y ver de aquí a unos años cómo ha ido evolucionando eso en base a lo que conocimos. Simplemente eso.

Paralelamente al periodismo, Ose, estás siendo uno con el entorno en el Hip Hop de aquí, experiencia qua a ciencia cierta repercutirá en tu planteamiento como artista. Le estás permitiendo una riqueza extra a tu carrera en una edad madura. ¿Cuántos a tu edad tendrían la voluntad de volver a aprender?

OSE | Lo has definido tú: estoy siendo uno con el entorno. A veces hay gente que te mira con recelo. La gente que no se dedica a hablar cinco minutos conmigo me mira con recelo, y a lo mejor piensan que yo me creo que vengo aquí a enseñarles. Perdona, pero si hablaras conmigo cinco minutos te darías cuenta que no es nuestra intención. Venimos a compartir, no vengo aquí como “Ose, el artista de rap español”, vengo aquí como Dani. El rap es netamente la herramienta que me permite continuar mi viaje.

Concierto de Ose en Valdivia, en el Festival Calle-Calle.

América Latina somos un pueblo todavía muy lleno de complejos, que muchas veces se va a apocar a sí mismo sólo por prejuicios, como el ejemplo que mencionaste. La aventura de ustedes es completa, ejemplo que no se practica ni siquiera en los propios países por sus representantes.

OSE | Pudimos haberlo hecho en España sin ningún problema, pero España yo ya la conozco. Como decía Lorena al principio, necesitamos girar una esquina y no saber qué hay. El noventa por ciento de la gente no sabe lo que significa salir de sus espacios de confianza, cruzarse con alguien y no saber qué cara tiene. Eso es lo que realmente nosotros necesitábamos en esta etapa de nuestras vidas. Ella con su edad, yo con la mía, en este momento coincidimos en esa visión del mundo. Necesitamos romper la cotidianidad, romper la monotonía, romper la rutina, romper lo establecido, desengancharnos de los medios de comunicación de nuestro país, desengancharnos de nuestras obligaciones; y asistir al espectáculo que es vivir. Somos espectadores y actores de este espectáculo que es vivir, en un entorno desconocido, con unas personas desconocidas, y haciendo algo que nunca antes hemos hecho. Es un espacio vital, un momento que se repite cada “x” años en la vida de las personas, pero no de todas, porque hay algunas que se lo plantean y otras que no se lo plantean nunca. Nos ha tocado vivirlo así, y así es como intentamos llevarlo a cabo.

Evidentemente necesito vivir para escribir, porque escribo para mí. Es un desahogo, una manera de expresarme. Esto evidentemente va a sacar material para mis próximos doscientos mil discos, porque esto es vivir intensamente. Por ejemplo, mucha gente en Santiago me decía que si yo hubiera venido hace diez años, me lo comía todo. ¿Por qué? Porque hace diez años aquí sonaba el disco de La Trama y los conciertos que se hacían eran más masivos. Me da igual. No vine aquí para invertir en mi futuro como artista, vengo aquí para vivir. No somos turistas, estamos viviendo. Cuando me pregunten en España qué he hecho en Latinoamérica, les voy a decir que yo he vivido en Latinoamérica. He estado dos meses en Santiago. Eso es vivir, no es venir de vacaciones porque no hemos ido a La Moneda a hacernos una foto. Estamos viviendo, intentando generar unos recursos que nos permiten ir al supermercado a comprar dos kilos de pastas y dos salsas de tomate para comer. ¿Por qué? Porque salir a la calle a gastarnos tres lucas en dos completos nos parece caro. Ese nivel de vida no nos lo podemos permitir. Estamos viviendo como vive la gente normal. Claro que es una inversión para mi futuro a nivel letrista, pero no para mi futuro a nivel artista, porque yo no pretendo sacar provecho de todo esto. Mi intención es escribir un disco en Latinoamérica con todos los beats producidos por latinoamericanos y editarlo cuando vuelva a España. Escribir un disco para mi grupo Panzers con mi deejay (Rone) y publicarlo. A partir de entonces, lo más probable, aunque no es una verdad absoluta, es que me retire de grabar, que mi carrera discográfica termine ahí. Entonces, no vengo creyendo que aquí me voy a hacer un nombre, vengo a vivir el día a día y que salga como tenga que salir, porque ni siquiera tengo certeza de cómo seguirá mi futuro artístico. Los últimos cuatro años me dediqué a estudiar en la universidad. Dejé de lado los shows, porque he actuado dos o tres veces al año, pero los quince años anteriores he vivido del rap. He cobrado cuatro mil, cinco mil y hasta seis mil dólares por un concierto. Si hubiéramos querido hacer dinero o seguir con la fama y todo el rollo, nos hubiéramos propuesto hacer algo parecido en España durante un año, tocando cada fin de semana, cobrando dos mil, tres mil o cuatro mil por bolo; pero no, porque estoy cobrando cincuenta o cien lucas. Gano cien lucas, y mañana me gasto cuarenta para viajar de aquí hasta San Pedro. No estoy generando dinero. Desde que llegué a Argentina no he tocado un duro de lo que pueda tener en mi tarjeta de crédito, que no son más de cien o doscientos dólares, pero es que tampoco he metido ni un duro. Estoy autogestionándome continuamente. Con lo que hemos ganado en Antofagasta, tenemos dinero para la semana siguiente y quizás una más, pero luego ya no, entonces, continuamente, estás intentando que todo fluya.

LORENA | Ésa es la parte de aventura del proyecto, en la que no sabes cómo te van a ir las cosas, pero tienes que intentar solucionar todo lo posible cuando te llegue.

Lorena & Dani, Salar de Uyuni 2015

“EN ESPAÑA NO EXISTE EL HIP HOP”

Muy bien, Ose. Dimos pinceladas a tus planes actuales, confirmando que de momento la faceta de emcee se relega a un segundo plano. Puede que en términos musicales no tengas mucho más que contarme, pero imagino que hasta ahora éste ha sido el proyecto más Hip Hop de tu vida, en su base y fundamento. La idea de recopilar beats de productores que te encuentres en este camino para un eventual próximo disco es todo un gusto que te estás permitiendo, porque será un disco vivencial y fraterno. Varios de tus paisanos se han repetido la visita por aquí innumerables ocasiones, no muchos han querido dejar registro de ello. Tu caso es todo lo contrario. Sin una productora que te invite por un fin de semana, con un itinerario prescrito y con un contacto con el entorno que no salga de lo que pasa entre el hotel y el tour por los sitios de interés. Es decir, estás viviendo como uno de los nuestros, pero no buscando el oro en las Américas. Como señalaste, pudiste venir antes, pero simplemente no se dio. Aún así, en España mantienes tu carrera en el bajo perfil, lejos de la cúspide. En ocasiones tus canciones hablaron de que pudiste acomodarte en una posición más prestigiosa. No lo llamaría lamentación, pero sí se reconocía cierto recelo. ¿Ha sido ingrata la escena española con tu figura?

No, para nada. Algunas veces en las entrevistas me dicen que un artista como yo debería estar posicionado de mejor forma. Ahora, si hablamos de que me pueda sentir más o menos parte de la escena, es un tema personal de cada uno, pero ¿sentirme desagradecido? En lo absoluto.

¿Te sientes cómodo en una escena como la de España? En la pasada entrevista con Kapi, éste reconocía que, luego de haber alcanzado una cima en la que se conoce como su mejor época, el rap de España se estancó. Desde entonces no hay una nueva historia qué contar.

No, no me siento cómodo. Te digo que el mejor momento de España, o lo que la gente considera el mejor momento del rap español, es a la vez, como digo, el infierno. O sea, lo que la gente cree que fue lo mejor del rap español, fue justamente lo que ha hecho que el rap español se pudra. Así de claro te lo digo, y te lo puedo decir con total libertad, porque estoy a veinte mil kilómetros de España y me importa tres pepinos lo que los demás puedan opinar o no. Con lo que te da la distancia, la madurez que te dan los años y la experiencia que tengo, ya nunca jamás dices nada para contentar a nadie, ni en mis canciones ni en mis declaraciones ni en nada. Cuando eres más joven, cuando tienes quince o veinte años, dices lo que tus colegas dicen porque no te quieres salir del patrón. Si tu colega levanta el puño, tú levantas el puño con él, pero cuando tienes la edad que tengo, la trayectoria que tengo, o has vivido lo que yo he vivido, realmente te importa tres pepinos los que las demás personas opinen, tanto de mí como del resto de cosas. Hoy te digo que lo que la mayoría de la gente considera como la mejor etapa del rap en español, en la que yo estuve involucrado y saqué mucho beneficio, tanto económico como a nivel prestigio, es justamente lo que pudrió toda la escena. Hoy en día la escena Hip Hop española está re-podrida.

Show en La Paz (Bolivia)

A Latinoamérica llegaba envasado aquel rap de la llamada buena época española, siendo ése un referente a seguir, o al menos la percepción más cercana a lo que es una industria underground medianamente consolidada.

¿Cuál podríamos decir que es el grupo español que más discos vende o más gente puede meter en sus conciertos? Vamos a decir que Violadores Del Verso y SFDK, porque La Mala Rodríguez ya entra dentro de otro sector. Violadores Del Verso y SFDK siguen siendo underground. La gente se equivoca cuando piensa que SFDK no es underground, porque ambos lo son. En un país como España, donde David Bisbal vende tres millones de discos, si Violadores Del Verso vende treinta mil, ¿qué me estás diciendo? ¿que son superestrellas? No, hermano, son underground, y la gente no debería perderle el respeto a SFDK porque metan a cinco mil personas en sus conciertos y decir por eso que ya no son underground. SFDK es underground y nacen de donde naces tú y donde nazco yo, de esa comuna o de esa población, que en nuestro país se llama de otra manera, pero son nuestros barrios, nuestras historias. Ninguno de nosotros en licenciado universitario ni viene de una familia rica. El rap de SFDK sigue siendo rap underground, aunque atraiga a más o menos gente. Oye, ojalá todos los grupos de rap del mundo, que hagan las cosas con sacrificio, atrajeran la misma cantidad de gente que atraen grupos como Violadores Del Verso o SFDK, porque eso sería positivo para todos. Al fin y al cabo somos Hip Hop, intentamos que nuestro lenguaje y vida Hip Hop se extienda, si somos una secta.

Varios de tus compañeros de generación te dieron su respaldo para esta travesía. Algunos con saludos e invitaciones que potenciaban las expectativas para los conciertos que has dado. Tu figura es sinónimo de respeto, de hecho, un par de paisanos tuyos coincidieron en decirme que disfrute de tu show cuando supieron que viajaría hasta acá, porque garantizaban que era uno de los directos más sólidos en vivo. De alguna manera pienso que esta misma travesía puede también influir en aquella buena opinión de tus pares sobre ti, tanto como persona que como rapero. Estás en tus cuarenta. Podrías bajar el telón y vanagloriarte con lo ya hecho, pero demuestras que para el Hip Hop no hay techo. Recorres un continente desconocido y no como estrella, sino que como otro rapero más. ¿La consecuencia es tu equipaje en esta aventura?

Claro, es diferente, aunque hay muchas cosas que influyen. No significa que todas esas personas que vienen para dar su concierto y se alojan en un hotel no querrían hacer lo que yo hago. Muchos de ellos tendrán hijos o una vida que no les permite hacer lo que yo hago. Afortunadamente yo me lo puedo permitir. No a nivel económico, porque ya hemos hablado que nos autogestionamos constantemente. No traemos ahorros ni alguien que nos financie, pero no tengo otras circunstancias familiares que me impidan hacer esto. No tengo ninguna duda de que cualquier otro artista de rap español, quizá mucho más joven que yo, en los principios de su carrera, decida hacer algo parecido. ¿Por qué no? Yo soy de los que piensan que el mundo es de todos. Eliminaría las fronteras. No soy patriota en lo absoluto. A mí España me la trae al pairo. Me da exactamente igual que se llame España, Francia o “Fransaña”. No soy nada patriota, no tengo amor por mi bandera. Me gusta la gente de corazón y las cosas bien hechas, y si es a este lado del charco o al otro, qué más me da. Lo único que quiero es estar en este planeta lo mejor posible y dejar lo mejor para después. Entonces, creo que lo que estamos haciendo, tanto a nivel proyecto periodístico como a nivel de rap con Ose, sí que puede ser un ejemplo para mucha gente. Si no es un ejemplo, un estímulo al menos.

La base del proyecto tiene un argumento muy Hip Hop si nos basamos en sus principios. ¿Se han perdido éstos en España?

Creo que decir que se ha perdido sería acusarnos de algo que tampoco tendría pruebas para ello. Se han abierto muchos más caminos. Sé que mi camino es el camino correcto para mí, pero ni siquiera sé si mi camino correcto es el correcto para los demás. Hace tiempo decidí no juzgar el camino de los demás, porque soy consciente de que algunas de mis decisiones, incluso para la gente que me conoce, pudieron no haber sido aceptadas, pero yo tengo mis decisiones por mi consecuencia y mis actos, entonces tomo las riendas de mi vida, pero no puedo juzgar la de los demás.

Mira, más allá de juzgar sobre cómo lleven su carrera éste o aquel, te hablo de la finalidad que está teniendo el Hip Hop en España como un todo, basándonos en su origen cultural y a la vez  contracultural.

Te diría que en España no existe el Hip Hop. Si pudiéramos hablar sobre ello, seguramente entre todos reflexionaríamos y nos entenderíamos, así sabríamos el por qué de las cosas. ¿Por qué no existe el Hip Hop? Porque el Hip Hop que yo conocí, que me enamoró en su momento, no existe hoy en día en las nuevas generaciones. Sólo existe en el imaginario de algunas personas que los vivieron en su momento.

De acuerdo, pero fuera de entrevista estuvimos de acuerdo en la importancia que tienen los mismos referentes en optimizar la educación dentro del Hip Hop. No podemos decirnos cultura si no tenemos una tradición. Una herencia debe transmitirse como tal, sin cortar sus eslabones, y son precisamente los protagonistas de esta escena quienes han interrumpido esa tradición. Citando el título de un disco chileno, ¿dónde está la esencia?

Como en toda historia, ésta la cuentan los ganadores. La cabeza visible de cada parte de la historia es la que genera la conciencia global. Entonces, si hoy en día, una de las cosas más importantes para los chavales es aparecer en la portada de la revista Hip Hop Nation, por ejemplo, que, ojo, Hip Hop Nation es un pilar fundamental de cómo se han construido las cosas, con sus cosas buenas y sus cosas malas. Entonces, si de repente algo positivo para alguien que está hace poco en la escena es salir en la portada de la revista Hip Hop Nation, pues qué quieres que te diga. Perdóname, pero eso no tiene nada qué ver con el Hip Hop que conocí, con lo que éramos nosotros. Es otra historia. No había revistas, no había discos, nadie pretendía ser más que nadie, todo el mundo pretendía compartir. Pregúntale a Bambaataa, es así. Se juntaban, hacían fiestas y ya está. No les preocupaba que si iban a aparecer en televisión o si iban a rodar un vídeo clip. Ahora cualquier chaval tiene diez vídeo clips, pero nunca ha hecho un concierto (risas). Tío, las cosas tienen sus procesos, ¿sabes? Si alguien que hace su primer graffiti pretende hacer un wild style, le va a salir una mierda; pero si hace un primer graffiti con unas letras bloque, le va a quedar más o menos bien, y a partir de ahí irá evolucionando su estilo. Es así de sencillo yo creo.

Festival Internacional Planeta Graff (Chile)

Concluyendo con las impresiones de tu pasada por Chile que finaliza dentro de unos días, ¿qué apuntes te llevas destacados en tu libreta?

La cantidad de graffiteros, de breakers, de raperos, de beatmakers… la cantidad, en general, me parece algo muy positivo, porque de la cantidad saldrá una minoría con calidad. Y lo que me parece negativo te lo dije en esa misma frase: pues precisamente que no hay tanta calidad. La calidad existe en contadas ocasiones. Todo el mundo piensa que si somos muchos y hacemos muchas cosas, ya somos todos buenos. No es verdad. Creo, sinceramente, y con todo el respeto, que hay mucha cantidad, pero no toda esa cantidad tiene calidad. De esa gran cantidad va a ir saliendo mucha gente con calidad, lo que yo creo que es muy positivo. Es parecido a lo que pasó  en España a finales de los noventa y los primeros años de los dos mil. Es la época en que allá surgen un montón de cosas, de hecho, muchas discográficas fichan a un montón de grupos y salen un montón de discos, pero el ochenta por ciento desaparecen después de su primer disco. El ochenta por ciento de las discográficas, después de sus diez primeros grupos que lanzan, desaparecen también.

TRAYECTORIA

Etimológicamente, la palabra trayectoria nos deja abiertas muchas posibilidades. Sabemos que hay un punto de partida, el cual se encamina a un destino del que no siempre se debe tener certeza, prevaleciendo, valga lo redundante, el camino que te conduzca a él. Tanto con Dani como con Lorena hablamos de trayectoria, hablamos de convicción, de dejar fluir la vida en el freestyle disfrutando los procesos. Ellos son dos generaciones distantes que se encuentran en esa búsqueda que no discrimina edades, tampoco habla de méritos sociales basados en convencionalismos ni la tan malinterpretada madurez que como sociedad moralmente nos aqueja. Conocí dos grandes individuos, inmenso cada cual si hablamos de sus mundos interiores. Unidos, pero no dependientes. Admiré entonces lo sano de su relación. Ose, en su faceta de Dani, me confirmó tantos buenos discursos subrayables de lo que lo conocía como emcee, validando un respeto que trasciende más allá de esa silenciosa interacción entre el rap y su oyente. Lorena es la juventud y la esperanza de un cambio ideológico, de un empoderamiento personal que determina dónde desea encajar, una rebeldía bien comprendida que saborea sus frutos en el día a día. De ellos aprendí lo que necesitaba aprender, probablemente sin que éstos sepan que en su praxis me estaban enseñando. Con lo que compartimos esos días, me hizo sentido a lo que se refería Ose con lo de “familia” cuando por primera vez nos saludamos. A eso vinieron porque eso son. Espero reencontrarme con ellos y compartir nuevas historias, en otro tiempo y en otro lugar, por supuesto… de otra manera qué sentido tendría todo lo que aquí se dijo. Buena aventura, amigos raperos y periodistas.

Si te pareció interesante este contenido, ayúdanos compartiéndolo:

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público.